Filtros Oftálmicos

Al momento de elegir nuestros lentes, es importante verificar que cuenten con filtros oftálmicos para cuidar nuestros ojos. Existen factores como el nivel de iluminación ambiental y la sensibilidad al deslumbramiento, que son claves para reducir la fatiga visual, así como para procurar una adecuada protección contra los rayos solares y un mejor desempeño en nuestras actividades.

En definición, un filtro oftálmico es el que permite la transmisión de luz en el lente y a la vez elimina la radiación dañina, ya sea por medio de reflexión o absorción. En ocasiones contarán con una modificación de contrastes y colores, pero tienen el mismo objetivo, por ejemplo los lentes solares.

 

¿Cómo elegir filtros oftálmicos?

Filtros oftálmicos

Hoy en día podemos encontrar una amplia variedad de colores que pueden actuar como filtros oftálmicos, pero éstos sólo reducen la intensidad luminosa del espectro visible (luz blanca), sin bloquear ningún tipo de radiación dañina. Debido a esto es recomendable que los filtros se acompañen de una capa absorbente de radiación UV, excepto los de policarbonato, que cuentan con una absorción de esta radiación inherente al material.

 

Tipos de filtros

Estos filtros son adaptables tanto al cristal como al plástico, y puedes elegir el tono adecuado para ti dependiendo de tus necesidades y/o actividades:

  • Café: recomendado para pacientes con miopía. Ayuda a mejorar el contraste y tiene poca alteración de los colores. Se recomienda al practicar deportes de invierno, tenis o alpinismo.

  • Gris: recomendado para cualquier ametropía. Ayuda a mejorar al contraste y se puede utilizar en ambientes con luz natural excesiva.

  • Verde: se recomienda para pacientes con hipermetropía. Útil en ambientes de luz media y para deportes náuticos o de invierno.

  • Amarillo: sin indicación para ametropías. Mejora las condiciones de luz tenue, aumenta en contraste y se recomienda para cazadores. No es recomendable para días soleados.

  • Azul: sin indicación para ametropías. Ayuda a bloquear los tonos amarillos y rojos, mejora el contraste y se indica para usuarios de pantallas blanco fosforescentes o policromáticas.

  • Naranja: disminuye la fatiga visual, absorbe la luz azul y verde y da protección especial a pacientes con daño.

filtros-oftalmicos-color

Es la forma más segura y natural de proteger a los ojos de los rayos UV, así como de luz blanca. Se adaptan a la intensidad de la luz y de la radiación UV del ambiente. Se oscurecen o se aclaran proporcionalmente a la luz ultravioleta que perciben.

filtros-oftalmicos-fotocromaticos

Funcionan de dos formas: ayudan a reducir la luz visible y a absorber la radiación dañina, y además eliminan los reflejos. Por ello resultan recomendables para manejar de día, para la aviación, deportes acuáticos e invernales.

filtros-oftalmicos-polarizados

Son especialmente recomendados para practicar deportes náuticos y en ambientes deslumbrantes. Cuentan con un revestimiento en su superficie que les permite reflejar parte de la luz, impidiendo que llegue al ojo.

filtros-oftalmicos-espejados

Cuentan con un tratamiento de la superficie, en el que se aplica una capa delgada por ambas caras de la lente. Dicha capa está compuesta por silicio, cromo, cuarzo y titanio, los cuales ayudan a eliminar imágenes fantasmas creadas por la reflexión de luz incidente sobre las superficies de los lentes. Resulta sumamente útil para usuarios que trabajan en computadoras o cualquier tipo de monitor.

filtros-oftalmicos-antireflejantes

Consideraciones

Al elegir uno de los filtros oftálmicos existentes se deben considerar las condiciones visuales y la edad del usuario. Independientemente de su color, no deben alterar ni modificar los colores naturales y el entorno que estamos mirando.

En Diane Ópticas estamos a tus órdenes para ayudarte a tomar la mejor decisión. ¡ Visítanos!

2017-01-31T10:09:00-05:00